¿Qué es el marketing experiencial?

octubre 04, 2016
Redacción
¿Te ha gustado nuestro articulo?
¿Qué es el marketing experiencial?

marketing experiencial

En estos tiempos la disciplina del marketing está volcada en el cliente. Su satisfacción es el leit motive para cualquier empresa que quiera impactar realmente a sus usuarios. Una buena relación con el cliente es imprescindible para generar una experiencia que relacione a marca y usuario a través de las emociones. La base del marketing experiencial.

Dedicarse simplemente a transmitir el mensaje a los usuarios es quedarse en la superficie del marketing. Las marcas necesitan ir más allá. O, de lo contrario, no conseguirán al cliente. Por ello, las marcas buscan conectar con los clientes y tratan de ofrecerles una buena experiencia, utilizando las emociones y los sentimientos como base fundamental de la comunicación.

¿En qué consiste el marketing experiencial?

Para entender bien en qué consiste exactamente el marketing experiencial, también conocido como marketing emocional, es necesario partir del propio marketing tradicional. Una forma de comunicar y vender que siempre se ha basado en el propio producto. Del cual se han destacado aspectos como su calidad, los beneficios para los usuarios o las características diferenciadoras.

Sin embargo, el marketing experiencial pone en el centro al cliente. Y el foco está en las experiencias que puede adquirir con la marca durante el proceso de venta. O en el proceso de uso del producto que se le está mostrando

Se puede entender que cuando un cliente elige un producto o servicio gracias al marketing experiencial, la elección está marcada por las vivencias que puede conseguir a través de su uso. Y no tanto por los propios beneficios del producto.

Por lo tanto, el marketing experiencial es una estrategia publicitaria que se centra en estimular los sentidos del consumidor, causando así algún tipo de emoción y regálandoles una experiencia única que solamente podrá conseguir con una marca concreta. Lo interesante es que esta experiencia se puede dar tanto antes como durante o después de comprar el producto.

Marcas que ofrecen experiencias únicas

En un mercado tan centrado y saturado de productos y servicios cuyo único objetivo es la venta basada en sus cualidades, el marketing experiencial juega un papel fundamental. Y puede ser lo que marque la diferencia. De hecho, este tipo de marketing hace ver a los responsables de marketing de las diferentes marcas la gran importancia de optar por un enfoque en el valor humano. Y les ayuda a no centrar sus estrategias únicamente en los números y las ventas.

Además, hoy en día, los usuarios se sienten más atraídos por las empresas que no sólo les ofrecen un producto. Los usuarios siempre se sentirán más atraídos por aquellas empresas que les ofrezcan un trato personalizado, una atención dinámica y humana y, sobre todo, por aquellas marcas que les puedan ofrecer una experiencia de vida única.

Por lo tanto, lo que el marketing experiencial enseña y recuerda es que, al fin y al cabo, el marketing siempre debe estar dirigido y centrado en personas. Y aunque parezca algo lógico y obvio, muchas marcas se olvidan de este detalle y tratan a los usuarios como números de una audiencia cada vez más homogénea.

4 ejemplos de marketing experiencial

1.- Carozzi

Imagen de previsualización de YouTube

Esta empresa chilena de la industria alimentaria creó esta campaña para conectar con sus clientes de una manera diferencial. El objetivo era concienciar sobre la importancia de mantener actividad física y evitar el sedentarismo. Así, a través de unos productos interesantes y el ejercicio, se lograba mejorar la calidad de vida de sus consumidores.

Carozzi puso un teclado en plena calle para que las personas pudieran teclear mensajes en sus respectivas redes sociales con sus piernas. De esta manera, además, las personas que toman parte en esta iniciativa hacían ejercicio.

2.- Coca Cola

Imagen de previsualización de YouTube

Otro claro ejemplo del marketing experiencial es éste de Coca Cola. La famosa compañía de bebidas refrescantes siempre crea anuncios publicitarios que consiguen un gran impacto en la sociedad. En este caso, la marca montó un cajero electrónico en el que ofrecía a los clientes una cantidad de dinero de forma gratuita con gran regocijo de todos los usuarios. A cambio les pedía que fueran solidarios en diferentes proyectos.

La empresa no sabía si sus clientes iban a colaborar, pero claramente provocó una experiencia positiva. Muchos de los agraciados se implicaron y compartieron sus experiencias en este proyecto. De esta manera, Coca-Cola consiguió conectar con la fibra sensible de los usuarios y les regaló una experiencia única.

3.- Ikea

marketing experiencial Ikea

Otro ejemplo del marketing experiencial es el que llevó a cabo Ikea en Japón para celebrar la apertura de una nueva tienda en la capital. La marca sueca realizó la decoración de los vagones de un metro con animados muebles y accesorios de la compañía permitiendo a todos los usuarios del metro disfrutar de sus productos.

Estos coloridos vagones permiten un relación y una comunicación directa de la empresa con los usuarios y vivir la experiencia de disfrutar de estos artículos sin tener que desplazarse a las tiendas físicas.

4.- Mattel

Imagen de previsualización de YouTube

La empresa Mattel, que entre otras cosas distribuye juegos de mesa, sorprendió con esta campaña en unos grandes almacenes. Lo que parecía un anuncio publicitario tomó vida y animó a clientes de todas las edades a jugar como si estuvieran con amigos en el salón de su casa.

La experiencia sin duda dejó buen sabor de boca tanto a los que participaban en el juego como a los que lo presenciaban desde fuera. Por otra parte el juego se completaba con un gran regalo al llegar al final con la resolución del juego.

¿Cómo aplicar el marketing experiencial a tu empresa?

El marketing experiencial es un tipo de comunicación personalizado que genera un gran compromiso emocional y un grado mucho mayor de “engagement” de los usuarios. Por eso, es importante que cada vez más empresas opten por aplicarlo en sus estrategias de marketing digital. Algo que no es sencillo. Crear una experiencia no esun camino unívoco. Depende del feedback de los usuarios.

Para crear una estrategia adecuada de marketing digital deberías tener en cuenta estos ejemplos que muestran situaciones en las que es posible utilizar el marketing emocional obteniendo un provecho interesante para la marca:

  1. Si cuentas con una tienda física, intenta ofrecer una experiencia que vaya más allá de la simple compra. Por ejemplo, puedes probar a ofrecer regalos sorpresa, poner una zona para niños, ofrecer algo para beber… o cualquier otra cosa que otorgue a tu marca un valor adicional.
  2. Hoy en día existen muchas herramientas que te permiten conocer al dedillo a tus clientes. Si quieres triunfar con tus estrategias de marketing, es necesario que utilices todos los datos que obtengas sobre ellos y segmentar a tu audiencia según sus gustos, intereses y comportamientos. Cuando los tengas segmentados de la manera correcta, juega con toda la información que tienes para mostrarte más cercano y personal. Por ejemplo, una entrada para la película que les guste, una camiseta de su grupo favorito, un vale de descuento en su tienda favorita,… Todo vale si tiene valor para el usuario. Lo importante es hacer ver a los usuarios que ellos son verdaderamente importantes para una marca que se preocupa por ellos.
  3. A la hora de crear una campaña, los usuarios suelen valorar el hecho de que se muestre en la campaña lo que realmente haces. Es decir, que las empresas no se limiten solamente a decir lo que van a hacer, sino que también lo demuestren. De la misma manera, resulta interesante jugar con los sentidos de los clientes. Si tienes la posibilidad de incorporar tacto, vista, sabor, gusto u olfato en tu campaña, no lo dudes, y juega con esta ventaja para tu marketing experiencial.
  4. En tu relación con tus clientes intenta mostrar que tu único objetivo no son las ventas. Muchas veces las ventas aumentan de forma indirecta cuando te esfuerzas creando un buen producto pero lo ofreces de una forma diferente. Se trata de contactar y conectar con el cliente, Un buen modo de conseguirlo es compartir experiencias o aficiones comunes que siempre crean una mayor proximidad. Por ejemplo, intenta utilizar las redes sociales para mostrar una parte más humana y comparte contenido de modo que los usuarios puedan comentarlo y compartirlo contigo. De esta manera, si compartes contenido que a los usuarios también les interese, seguro que se sentirán más conectados a tu marca. Además, si organizas alguna fiesta o evento para tu empresa, tienes la opción de ofrecer a los usuarios la posibilidad de asistir y ganar una nueva experiencia a través de tu marca.

El marketing experiencial es sin duda una disciplina que te ayudará a mejorar en la relación con tus clientes. Y con la que conseguirás un nivel engagement  exponencial entre la empresa y los clientes a los que haces participes de vivencias y experiencias que desencadenan emociones. La conexión es tan directa y próxima que si logras llegar al corazón del cliente sin duda conseguirás una fidelización mucho mayor que con otras disciplinas del marketing digital.

¿Quieres que te ayudemos a vender más a través de marketing digital?

Uso de cookies

Este Sitio Web utiliza cookies para mejorar la experiencia de navegación del usuario y mostrar publicidad relevante. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Para más información, haz clic en nuestra Política de Cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies